Conversemos
Edificio Asamblea Legislativa, piso 15
Cuesta de Moras, San José

La gente desconfía de los acuerdos que se hacen debajo de la mesa

La gente desconfía, con razón, de los acuerdos que se hacen debajo de la mesa. Cuando no existe identidad de ideas, ni de principios ni de valores, un acuerdo no está pensado en el país y solo refleja un mero arreglo electoral. Personas que hasta hace poco tiempo se acusaban mutuamente de fraude electoral y de corrupción, ahora pretenden que se ignore todo, sin explicar si cambiaron de criterio con respecto a lo que han dicho.

Estas son las cosas que han hecho que la política pierda credibilidad. Que la gente se sienta usada. Que un día la dividan y al día siguiente le digan que en realidad no pasaba nada.

Yo no creo en esa forma de hacer política. La época de candidaturas forjadas en arreglos a puerta cerrada debe quedar atrás. Yo creo en hablarle con sinceridad al país. Sé que miles de costarricenses, sobre todo muchos jóvenes alejados hoy de la política, piensan igual que yo.

Costa Rica y el Partido Liberación Nacional merecen una nueva forma de hacer política. Quiero conducir al partido, convencido de que solo con un liderazgo experimentado pero honesto, transparente y renovador podremos ganar las próximas elecciones y llevar a Costa Rica por el camino de la prosperidad y el bienestar para todos.